Comparte en

La Asociación de Mujeres Malvaluna ha abierto las inscripciones para su taller de formación on-line: Herramientas para trabajar desde lo municipal contra la violencia sexual suscrito en el marco de la convocatoria de subvenciones de la Delegación de Juventud e Igualdad de la Diputación de Badajoz.

El proyecto se desarrollará en cinco municipios de la provincia de Badajoz, como parte de los proyectos de promoción de la igualdad de oportunidades entre mujeres y contra la violencia de género.

«El objetivo general pretendido con este proyecto es prevenir las violencias sexuales en mujeres y niñas teniendo un objetivo específico en torno a la sensibilización a la población de la provincia de Badajoz, sobre la problemática existente entorno a las violencias sexuales con un enfoque feminista o de género».

Acciones participativas de la población

La primer acción que contempla el proyecto, es la formación on-line en la que pueden participar personas de los municipios de referencia del proyecto que por su profesión o por su iniciativa quieran acceder a la formación.

Se trata de formar a personas de la población de referencia en torno a las violencias sexuales que aportará claves teóricas, jurídicas y prácticas para entender la problemática de la violencia sexual.

Un máximo de 25 personas se admitirán por grupo para los cuales se circulará un enlace de inscripción. La formación tiene un tiempo de 30 horas online.

La segunda acción es consecuente con la primera, pues aquellas personas que habrán participado en la formación serán activas en el proceso de diseño de una Campaña de Sensibilización sobre las violencias sexuales.

La metodología de la realización de la campaña será participativa. Se realizará una sesión, preferiblemente presencial, para la recogida de información y material para la elaboración de la campaña. Siempre manteniendo las medidas de prevención frente a situación sanitaria
actual».

Y una tercera acción del proyecto contempla el Mapeo Colaborativo de Puntos Inseguros, que además estará acompañado con medidas correctivas frente a la violencia sexual. 

Al finalizar el proyecto, las personas participantes se habrán informado y formado, habrán puesto en practica lo aprendido, pero además diseñarán productos tangibles para la prevención de la violencia sexual en sus comunidades.

 


Comparte en